logo covey logo covey
COVID-19 y su influencia en el renting

COVID-19 y su influencia en el renting

Covey Alquiler | 29/09/2020

El uso de las mascarillas, la distancia social y la desinfección de los productos cotidianos para evitar que haya contener el contagio por coronavirus marca un paradigma distinto que se extiende hacia aspectos como el renting. 
Y es que, durante las semanas de mayor rudeza de la pandemia, la circulación libre de los individuos estuvo restringida casi totalmente, las moratorias en el pago de las cuotas, obligaron al secotr del alquiler a flexibilizarse. 


COVID-19 y su influencia en el renting


Una de las consecuencias que ha tenido la pandemia en el renting es que éste se ha vuelto más flexible por las demoras en los pagos de cuotas. Esto ha sido causado por la baja actividad en la comercialización de los vehículos y en la devolución de los vehículos por ampliar los plazos de los contratos.  
 
Un sector contraido durante el primer semestre del año en un 8,53%
Causas:
- La incidencia de la Covid en la ecomía 
- Durante el primer semestre de 2020 el parque automovilístico se ha incrementado hasta un 3.95%, esto en comparación al mismo periodo de año anterior. 
- Reducción de la actividad de la comercializacición de vehículos de ocasión.
 
Por otro lado, el número de clientes para alquiler de furgonetas supera los 203 mil, lo que puede indicar un 27.6% de crecimiento más que los meses enero-junio del 2019. Y, aunque con el confinamiento se perdieron hasta unos 3.500 clientes, se han ganado unos 4800. 

En el caso de las matriculaciones, tales se han reducido hasta un 48% en los primeros meses del año, pero su estado total en el mercado pasó de 20.5% ha 21.2%.


El público después de la pandemia

 
Particulares: De acuerdo con un estudio llevado a cabo por RACE, al menos el 20% de los conductores que hacía uso del transporte público para ir a su sitio de trabajo antes de la pandemia, ahora optará por una movilidad privada.
 
Pymes y autónomos: Por otro lado, la incertidumbre de la situaciaón en los mercados podría inclinando la balanza hacia el alquiler, tal y como analizábamos hace unas semanas (ver post aquí)
 
Ante esto, se puede decir que el miedo al contagio puede beneficiar al uso del alquiler de furgonetas. Además, con el poder adquisitivo de cada una de las familias que ha sido mermado por la crisis social, se da paso a que el renting se pueda posicionar como una solución para la movilidad. 
Bien sea, para los desplazamientos profesionales o personales, el alquiler de furgonetas a largo plazo es un servicio polivalente que, si antes tenía una gran aceptación, ahora más que nunca en el mercado. Sobre todo, es un servicio ideal para los autónomos, pymes, empresas y particulares.   
 

El renting PostCovid-19


El renting hace posible que, como conductor puedas disponer de una flota que se adapte a las necesidades del momento, esto sin que tengas que hacer un desembolso inicial tan solo una cuota mensual fija en la que se incluyen los impuestos, reparaciones y demás; con la posibilidad de lograr un cambio de vehículo. 
Sobre todo, en el tiempo PostCOVID-19, donde los contratos de alquiler son más flexibles y la duración es más corta. En tal sentido, el que cobra más fuerza es el renting de los vehículos usados. 
También para los negocios, ésta industria ofrece soluciones en función de las diversas necesidades de cada proyecto. A su vez, esto le permite disminuir o aumentar la flota de acuerdo con los picos de producción del mismo. 
 
Ahora que has conocido como el coronavirus ha influido en el renting de vehículos y cómo puede ser una opción post-pandemia ¿estás dispuesto a hacer uso de este método para tu negocio? Puedes dejarnos la respuesta en los comentarios.  

COVID-19 y su influencia en el renting

Covey Alquiler | 29/09/2020

COVID-19 y su influencia en el renting
El uso de las mascarillas, la distancia social y la desinfección de los productos cotidianos para evitar que haya contener el contagio por coronavirus marca un paradigma distinto que se extiende hacia aspectos como el renting. 
Y es que, durante las semanas de mayor rudeza de la pandemia, la circulación libre de los individuos estuvo restringida casi totalmente, las moratorias en el pago de las cuotas, obligaron al secotr del alquiler a flexibilizarse. 


COVID-19 y su influencia en el renting


Una de las consecuencias que ha tenido la pandemia en el renting es que éste se ha vuelto más flexible por las demoras en los pagos de cuotas. Esto ha sido causado por la baja actividad en la comercialización de los vehículos y en la devolución de los vehículos por ampliar los plazos de los contratos.  
 
Un sector contraido durante el primer semestre del año en un 8,53%
Causas:
- La incidencia de la Covid en la ecomía 
- Durante el primer semestre de 2020 el parque automovilístico se ha incrementado hasta un 3.95%, esto en comparación al mismo periodo de año anterior. 
- Reducción de la actividad de la comercializacición de vehículos de ocasión.
 
Por otro lado, el número de clientes para alquiler de furgonetas supera los 203 mil, lo que puede indicar un 27.6% de crecimiento más que los meses enero-junio del 2019. Y, aunque con el confinamiento se perdieron hasta unos 3.500 clientes, se han ganado unos 4800. 

En el caso de las matriculaciones, tales se han reducido hasta un 48% en los primeros meses del año, pero su estado total en el mercado pasó de 20.5% ha 21.2%.


El público después de la pandemia

 
Particulares: De acuerdo con un estudio llevado a cabo por RACE, al menos el 20% de los conductores que hacía uso del transporte público para ir a su sitio de trabajo antes de la pandemia, ahora optará por una movilidad privada.
 
Pymes y autónomos: Por otro lado, la incertidumbre de la situaciaón en los mercados podría inclinando la balanza hacia el alquiler, tal y como analizábamos hace unas semanas (ver post aquí)
 
Ante esto, se puede decir que el miedo al contagio puede beneficiar al uso del alquiler de furgonetas. Además, con el poder adquisitivo de cada una de las familias que ha sido mermado por la crisis social, se da paso a que el renting se pueda posicionar como una solución para la movilidad. 
Bien sea, para los desplazamientos profesionales o personales, el alquiler de furgonetas a largo plazo es un servicio polivalente que, si antes tenía una gran aceptación, ahora más que nunca en el mercado. Sobre todo, es un servicio ideal para los autónomos, pymes, empresas y particulares.   
 

El renting PostCovid-19


El renting hace posible que, como conductor puedas disponer de una flota que se adapte a las necesidades del momento, esto sin que tengas que hacer un desembolso inicial tan solo una cuota mensual fija en la que se incluyen los impuestos, reparaciones y demás; con la posibilidad de lograr un cambio de vehículo. 
Sobre todo, en el tiempo PostCOVID-19, donde los contratos de alquiler son más flexibles y la duración es más corta. En tal sentido, el que cobra más fuerza es el renting de los vehículos usados. 
También para los negocios, ésta industria ofrece soluciones en función de las diversas necesidades de cada proyecto. A su vez, esto le permite disminuir o aumentar la flota de acuerdo con los picos de producción del mismo. 
 
Ahora que has conocido como el coronavirus ha influido en el renting de vehículos y cómo puede ser una opción post-pandemia ¿estás dispuesto a hacer uso de este método para tu negocio? Puedes dejarnos la respuesta en los comentarios.  
Noticias relacionadas
furgonetas de alquiler repartiendo en Madrid

El alquiler de furgonetas en Madrid para reforzar el abastecimient...

Motor furgonetas de alquiler

¿Diésel, gasolina o híbridos para el alquiler de furgonetas?

furgoneta frigorífica de alquiler

Alquiler de furgonetas en Andalucía, más que una alternativa